México, importador neto de petróleo

Publicado el noviembre 14, 2016, Bajo Finanzas, Política, Autor Gloriamlo.

De ser uno de los principales exportadores de crudo, México se transformó en importador del energético. Los motivos: el “envejecimiento” de los yacimientos y una política energética contraria al interés nacional. Por pérdidas multimillonarias y medidas que sólo agravan la crisis y sus impactos, la industria se encuentra inerme. Espera pasivamente que los precios se recuperen

fabio-barbosa-600
Foto: Contralínea

Fabio Barbosa
Contralínea

El Centro de Estudios de las Finanzas Públicas de la actual LXIII Legislatura de la Cámara de Diputados publicó desde el mes pasado, en su Análisis del paquete económico 2017, que “los ingresos petroleros en 2017 mostrarán una reducción”, entre otras causas, porque “la producción del petróleo se estima en un nivel de 1 millón 928 mil barriles diarios lo que representa 200 mil barriles menos, con respecto a 2016”.

Lo anterior era previsible. Lo novedoso es la profundidad de la caída: 200 mil barriles es el doble de todo lo que aporta la Región Norte y equivale a la mitad de la producción de Tabasco.

Pero “administrando” la información se empiezan a revelar nuevos datos: hace apenas unos días, el pasado 6 de octubre, no de Petróleos Mexicanos (Pemex) ni de la Secretaría de Energía (Sener) sino de la dependencia que realmente maneja la industria petrolera, la Secretaria de Hacienda y Crédito Público (SHCP), salió la noticia de que la extracción aceitera ya estaba debajo de los 2 millones de barriles diarios. Para contextualizar el asunto, ver la gráfica 1.

La curva de color rojo, en la parte superior nos muestra el comportamiento de la producción aceitera en los últimos 10 años, datos que podemos encontrar en todos las estadísticas oficiales.

La cifra de 2016, corresponde a la producción del 5 de octubre, fecha en que la curva de la producción cruzó la línea de los 2 millones de barriles diarios; y la de 2017 es el promedio estimado para la elaboración del Presupuesto de Ingresos de la Federación para 2017.

Los datos de la curva negra sobre el consumo de petróleo en nuestro país los tomamos del último número del anuario estadístico de British Petroleum (BP), porque aún no contamos con las estadísticas del gobierno y, como se puede observar, las dejamos en 2015.

La gráfica está indicando que hemos perdido la autosuficiencia. Nuestra producción aceitera es inferior a nuestro consumo interno, especialmente de gasolinas, lo que obedece al crecimiento del parque vehicular.

No es responsabilidad del actual presidente de la República, Enrique Peña Nieto; pero su política aceleró este desenlace.

Desde luego que esta nueva situación venía desarrollándose desde hace años, pero la política del presidente Peña Nieto se caracteriza por medidas que agravan la crisis y sus impactos, no sólo porque deja a la rama petrolera inerme, esperando pasivamente, que los precios se recuperen, sino que adopta exactamente medidas contraindicadas.

Análisis completo en contralinea.com.mx

Post: Gloriamlo

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: