Mal uso y carencia de agua en el país

Publicado el Mayo 2, 2016, Bajo Columna de opinión, Autor LluviadeCafe.

ivan restrepo
La Jornada
Iván Restrepo
Desde el año pasado, instancias oficiales y centros de investigación nacionales y extranjeros pronosticaron que 2016 se distinguiría por la sequía en buena parte de México. El motivo: calor extremo, cambio climático y la sobrexplotación y mal uso de los acuíferos. Abundan los ejemplos al respecto.

La ciudad de Cuernavaca y otros asentamientos humanos del estado de Morelos padecen por la carencia de agua potable. Juan Carlos Valencia, secretario ejecutivo de la Comisión Estatal de Agua, sostiene que la escasez en Cuernavaca no es por la falta de líquido en las fuentes de abastecimiento, sino por malos manejos financieros del ayuntamiento y problemas de eficiencia. Agrega que el servicio está francamente quebrado, rebasado por su inoperancia, y una red de distribución que no se renueva desde hace 40 años. La eficiencia de los pozos de abastecimiento es de 30 por ciento, y los responsables del servicio no son especialistas, sino personas que desconocen el tema.

También en San Luis Potosí escasea el agua por la sequía y porque la ciudad crece más allá de sus posibilidades. El problema se agravó los años recientes, pues las presas no se llenan con agua de lluvia, también insuficiente para recargar los acuíferos. Por fugas y descomposturas se pierde más de la tercera parte del líquido inyectado al sistema de distribucion. Y como en otras partes del país, no hay una estrategia gobierno-cuidadanía para conservarlo y distribuirlo sustentablemente.

En la península de Baja California llueve la quinta parte del promedio nacional, insuficiente para reponer el líquido que se extrae de sus regiones hídricas. Mientras, aumenta el número de habitantes en sus ciudades: Ensenada, Mexicali, La Paz y los centros turísticos de Los Cabos y Loreto. Se pierde más de una tercera parte del agua extraída cada vez a mayor profundad lo que ocasionará la intrusión salina. Los especialistas coinciden en que será necesario utilizar plantas desaladoras de última generación. Como la que funciona en Los Cabos y es la más grande de México.

Los acuíferos en Sonora están desde hace tiempo sobrexplotados. Extraer el agua a mayor profundidad conlleva el peligro de que el líquido esté contaminado con arsénico. Como ahora en la capital, Hermosillo, donde la mitad de la población consume agua de ese tipo. En paralelo, los componentes del enorme derrame de tóxicos ocurrido en agosto de 2014 en la mina Buenavista del Cobre, del Grupo México, todavía permanecen en el medio acuático. Aunque los administradores de dicha mina sostienen que las áreas afectadas ya están limpias de residuos tóxicos, análisis hechos por investigadores estatales muestran lo contrario.

Antes fue un emporio algodonero. Hoy es lechero con base en el cultivo de alfalfa. Por eso en la región de La Laguna (integrada por nueve municipios de Coahuila y Durango) cada vez hay menos disponibilidad de agua, utilizada especialmente en la agricultura. La sobrexplotación del manto freático origina desde hace décadas la presencia de arsénico en el líquido que consumen las familias de Torreón, Matamoros, Francisco I. Madero, Gómez Palacio, Ciudad Lerdo y Tlahualilo. Los especialistas muestran que el arsénico en el agua es mayor a los límites establecidos a escala nacional por los organismos internacionales para no afectar la salud pública.

Pero esa indeseable presencia del arsénico afecta otros estados, como Zacatecas, Chihuahua, Jalisco, Hidalgo, Aguascalientes, San Luis Potosí y Guanajuato. Así lo confirma Sylvia Vega, investigadora de la Comision Nacional del Agua, quien agrega que en dichas entidades las concetraciones superan los límites que marcan los criterios de calidad del agua en relación con arsénico y/o fluoruro.

Llovió en abril, en la época menos esperada. Y donde menos se requería. Mientras los responsables de administrar el agua prometen su uso racional, hasta el Centro Histórico de la capital del país (sede de los poderes federales y de actividades económicas y servicios muy diversos e importantes) falta el agua, la racionan. Todo muestra que el futuro es de escasez y de enfrentamientos por controlar el vital recurso en diversas partes de México.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: