Demandarán al PRI mexicanos cuyos familiares víctimas de desaparición forzada fueron afiliados al partido

Publicado el marzo 20, 2016, Bajo Nacional, Autor LluviadeCafe.

PRI
Revolución TRESPUNTOCERO
En 2013 ‘Mexicanos en el Exilio’ se manifestó frente al Consulado de México en El Paso, Texas, para anunciar que se presentaría una demanda en contra del Gobierno de este país, ante Cortes Internacionales para que se nos retribuyera todo lo que dejamos atrás cuando escapamos del país, porque en medio de la desesperación por salvar nuestras vidas, perdimos mucho de lo que éramos.

Exigimos lo que venimos pidiendo desde aquellos años; la localización de las personas desaparecidas en Chihuahua y una justicia para los seres queridos secuestrados y asesinados. El ‘Vivos se los llevaron, vivos los queremos’, ya se gritaba y, por mi parte, creía que con el priismo nuevamente en el poder la situación de millones se volvería aún más trágica y así fue. Porque hoy, como ayer, muchos están desaparecidos, otros escaparon porque estaban a punto de ser asesinados, aún siendo civiles inocentes.

Pero al priismo la gente no le importa, a ellos les importa los votos, los nombres, las credenciales para votar, todo aquello que le signifique números a su favor, números de cualquier tipo. Y siendo el gobierno de este partido, no le importa fallarle al pueblo si tiene mejores ganancias, a los mexicanos los pueden asesinar frente al presidente y es capaz de decir ‘él fue un gran priista’”, asevera a este medio Roberto Reyes, integrante de la organización y quien a inicios de 2013 tuvo que abandonar su casa, la cual quedó intacta, por negarse a pagar un ‘derecho de piso’, por lo cual era casi un hecho lo asesinarían y secuestrarían a su hija de siete años.

‘Mexicanos en el exilio’, nuevamente se unen para denunciar que en Chihuahua, el PRI está “pasando por encima del dolor de las familias, el sufrimiento y la desgracia, padecimientos propios de la negligencia del gobierno de dejar en libertad a los criminales y proteger a sus soldados y otras fuerzas armadas, y usa a nuestra gente como sus militantes, esto va más allá de lo inhumano”, afirma Reyes.

La organización pide castigo a directivos del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en el estado de Chihuahua, y para todos aquellos funcionarios de Gobierno involucrados en el robo de identidad de personas muertas y desaparecidas, todo esto por medio de una manifestación realizada el jueves pasado en las afueras del Consulado de México en el Paso, Texas, donde se anunció que demandarán al partido por dichas acciones.

La denuncia es la segunda que realiza la ciudadanía en Chihuahua, luego de lanzar una campaña en redes sociales titulada ‘Bájate del PRI’, donde se dio a conocer un caso emblemático, de un familiar de una persona desaparecida que luego de tres años de no conocer su paradero, dicho partido usó su identidad para afiliarla.

A este caso se le suma el de Rosa Mejía, quien dice que “me siento triste, me siento defraudada, nosotras no sabemos nada de nuestros familiares desaparecidos y cómo es posible que ya los hayan hasta afiliado al partido del PRI. Pues si se siente uno defraudada y triste’, ella padeció la desaparición forzada de dos familiares, entre febrero y marzo del 2012.

Hoy la organización afirma que dicha acción del PRI no es más que un fraude por parte de un partido “que como está en el poder se siente impune, desde siempre esto pasa, en los años ochentas y todavía en los noventas, lo que se acostumbraba era afiliar a los muertos, habían familias que aseguraban que sus padres o abuelos ya fallecidos habían contado como votos para ese partido que solamente se ha encargado de matar, desaparecer y torturar a nuestro pueblo”, afirma a este medio Diego González, un mexicano en el exilio que perdió a su madre en un fuego cruzado entre Ejército y un grupo de narcotraficantes y que hoy asegura que ella se encuentra en el padrón de militantes del PRI.

Otros de los participantes denunciaron que “jamás estaríamos en ese partido, es el peor de nuestros males y motivo por el cual perdimos todo y dejamos lo que con esfuerzo y trabajo digno obtuvimos, pero ahora resulta que somos militantes”.

“Estamos frente a un partido que provoca asco, por tanto cinismo al usar a nuestros familiares y nuestro dolor. Esta protesta fue para exhibir de manera internacional los desmanes de un grupo gigante de nefastos y corruptos políticos que tienen militantes muertos y desaparecidos, porque los que seguimos en pie, jamás nos afiliaríamos por voluntad propia”, puntualiza Reyes.

El próximo domingo, en las instalaciones de la oficina del abogado Carlos Spector, quien ha fungido como el representante legal de todas estas personas que han dejado México derivado de la violencia, tendrán una reunión donde exigirán tener “el mismo tratamiento que se da en otros 16 consulados instalados en Estados Unidos para obtener el documento oficial mexicano. Aquí aún no se puede, además se planteará la problemática y buscarán la manera en que se solucione su “falsa” militancia en el PRI, a fin de poder desentenderse de ese partido. Ellos se dirigirán con líderes y funcionarios de partidos de oposición y Gobierno.
En 2013 ‘Mexicanos en el Exilio’ se manifestó frente al Consulado de México en El Paso, Texas, para anunciar que se presentaría una demanda en contra del Gobierno de este país, ante Cortes Internacionales para que se nos retribuyera todo lo que dejamos atrás cuando escapamos del país, porque en medio de la desesperación por salvar nuestras vidas, perdimos mucho de lo que éramos.

Exigimos lo que venimos pidiendo desde aquellos años; la localización de las personas desaparecidas en Chihuahua y una justicia para los seres queridos secuestrados y asesinados. El ‘Vivos se los llevaron, vivos los queremos’, ya se gritaba y, por mi parte, creía que con el priismo nuevamente en el poder la situación de millones se volvería aún más trágica y así fue. Porque hoy, como ayer, muchos están desaparecidos, otros escaparon porque estaban a punto de ser asesinados, aún siendo civiles inocentes.

Pero al priismo la gente no le importa, a ellos les importa los votos, los nombres, las credenciales para votar, todo aquello que le signifique números a su favor, números de cualquier tipo. Y siendo el gobierno de este partido, no le importa fallarle al pueblo si tiene mejores ganancias, a los mexicanos los pueden asesinar frente al presidente y es capaz de decir ‘él fue un gran priista’”, asevera a este medio Roberto Reyes, integrante de la organización y quien a inicios de 2013 tuvo que abandonar su casa, la cual quedó intacta, por negarse a pagar un ‘derecho de piso’, por lo cual era casi un hecho lo asesinarían y secuestrarían a su hija de siete años.

‘Mexicanos en el exilio’, nuevamente se unen para denunciar que en Chihuahua, el PRI está “pasando por encima del dolor de las familias, el sufrimiento y la desgracia, padecimientos propios de la negligencia del gobierno de dejar en libertad a los criminales y proteger a sus soldados y otras fuerzas armadas, y usa a nuestra gente como sus militantes, esto va más allá de lo inhumano”, afirma Reyes.

La organización pide castigo a directivos del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en el estado de Chihuahua, y para todos aquellos funcionarios de Gobierno involucrados en el robo de identidad de personas muertas y desaparecidas, todo esto por medio de una manifestación realizada el jueves pasado en las afueras del Consulado de México en el Paso, Texas, donde se anunció que demandarán al partido por dichas acciones.

La denuncia es la segunda que realiza la ciudadanía en Chihuahua, luego de lanzar una campaña en redes sociales titulada ‘Bájate del PRI’, donde se dio a conocer un caso emblemático, de un familiar de una persona desaparecida que luego de tres años de no conocer su paradero, dicho partido usó su identidad para afiliarla.

A este caso se le suma el de Rosa Mejía, quien dice que “me siento triste, me siento defraudada, nosotras no sabemos nada de nuestros familiares desaparecidos y cómo es posible que ya los hayan hasta afiliado al partido del PRI. Pues si se siente uno defraudada y triste’, ella padeció la desaparición forzada de dos familiares, entre febrero y marzo del 2012.

Hoy la organización afirma que dicha acción del PRI no es más que un fraude por parte de un partido “que como está en el poder se siente impune, desde siempre esto pasa, en los años ochentas y todavía en los noventas, lo que se acostumbraba era afiliar a los muertos, habían familias que aseguraban que sus padres o abuelos ya fallecidos habían contado como votos para ese partido que solamente se ha encargado de matar, desaparecer y torturar a nuestro pueblo”, afirma a este medio Diego González, un mexicano en el exilio que perdió a su madre en un fuego cruzado entre Ejército y un grupo de narcotraficantes y que hoy asegura que ella se encuentra en el padrón de militantes del PRI.

Otros de los participantes denunciaron que “jamás estaríamos en ese partido, es el peor de nuestros males y motivo por el cual perdimos todo y dejamos lo que con esfuerzo y trabajo digno obtuvimos, pero ahora resulta que somos militantes”.

“Estamos frente a un partido que provoca asco, por tanto cinismo al usar a nuestros familiares y nuestro dolor. Esta protesta fue para exhibir de manera internacional los desmanes de un grupo gigante de nefastos y corruptos políticos que tienen militantes muertos y desaparecidos, porque los que seguimos en pie, jamás nos afiliaríamos por voluntad propia”, puntualiza Reyes.

El próximo domingo, en las instalaciones de la oficina del abogado Carlos Spector, quien ha fungido como el representante legal de todas estas personas que han dejado México derivado de la violencia, tendrán una reunión donde exigirán tener “el mismo tratamiento que se da en otros 16 consulados instalados en Estados Unidos para obtener el documento oficial mexicano. Aquí aún no se puede, además se planteará la problemática y buscarán la manera en que se solucione su “falsa” militancia en el PRI, a fin de poder desentenderse de ese partido. Ellos se dirigirán con líderes y funcionarios de partidos de oposición y Gobierno.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: