Estado de los ESTADOS: Entrega total a trasnacionales

Publicado el enero 15, 2014, Bajo Columna de opinión, Autor LluviadeCafe.

li

 

 

Escrita por: Lilia Arellano

15 de Enero 2014.- Existía la creencia de que todos los dictados, las medidas e incluso las imposiciones eran aceptadas siempre y cuando no dañaran el bolsillo, ese sí que, se decía, era un terreno intocable salvo que se quisieran enfrentar severas repercusiones. Se ha visto ya que nada de eso sucede, que los mexicanos terminamos por aceptar la carga que se nos imponga, que lejos de protestar mostramos una gran disposición a trabajar más para poder mantener un estatus que se convierte en un peso del que no estamos dispuestos a liberarnos. El gasolinazo de principio de año marcó la ruta que se seguirá y no se detendrá ni siquiera porque nos digan que para el 2015 ya no habrá más aumento porque habrá alcanzado tal precio el combustible que, de no poner atención al transporte público, empezarán esas protestas que el gobierno ni ve ni escucha.

Esa ha sido solamente una probadita de la actuación que nos espera durante los próximos años, en los que las autoridades ven un futuro promisorio que, sin duda, existirá pero para sus familias. El pasado reciente, el de las últimas décadas, nada nos enseñó absolutamente y tampoco se reaccionó a tiempo, aun cuando se dañaron las estructuras del sistema económico y financiero nacional, y se dio un cambio radical cuyos efectos seguimos padeciendo de la manera más cruel. Los tratados firmados durante el sexenio de Carlos Salinas hundieron muchas de las actividades productivas nacionales y generaron buen número de parásitos que antes se dedicaban a la industria. Al no lograr cotizar en la Bolsa de Valores vendieron sus empresas y las firmas mexicanas textileras, de la confección, zapateras, dulceras, chicleras, lecheras desaparecieron con las exportaciones de productos agrícolas. Desapareció, casi totalmente, la incipiente industria vitivinícola y hasta la famosa cervecera luce hoy un logo extranjero.
Pensaron incrementar el comercio olvidándose de la importancia de mantener industrias, empresas, producción masiva y fuerte. Eso sí, se logró que estos tratados detonaran una actividad que no es ajena a la autoridad: el narco. Se tuvo, en ese tiempo, un movimiento que pudo haber cambiado el curso de la historia, el del EZLN, ya que el TLC se vio empantanado en puntos que quedaron pendientes y que han resultado en extremo dañinos, uno de ellos, el de la banca. Sin embargo y como ha quedado registrado en nuestra historia, nada ocurrió a nivel nacional y de la imagen internacional sólo se captó lo atractivo de la vestimenta, se supo del respeto al gobierno de costumbres, se exigió que se dejara actuar a los indígenas de acuerdo a sus propias reglas y, 20 años después, da la cara, de nuevo, el comandante de los suspiros femeninos, Marcos, para resurgir muy a lo moderno, sólo mediáticamente.
De aquel 1 de enero de 1994 a la fecha, han transcurrido muchas sacudidas para quienes habitan en las zonas urbanas, para los zapatistas poco cambió su escenario inicial y éste se ubica más en la organización social y hasta en la productiva, así como en el renglón educativo, a su estilo y no al de la federación. El zapatismo se empeñan en difundir, sigue vivo y ya no es sólo sin Zapata, sino sin tierras y eso se ve en todo el territorio, más allá de lo que sucede en Chiapas, donde nada dicen los de esta organización sobre los despilfarros y robos de sus gobernadores. Ninguna referencia existe en torno a Salazar Mendiguchía y su exoneración, menos aún sobre Sabines y la forma como huyó dejando a la Entidad sumida en deudas y polémicas. Mantienen un sepulcral silencio ante la conducción durante ya un año de Manuel Velasco, a quien se conoce muy bien en las colonias de renombre en varias entidades y en el DF, a través de la publicación de su foto en los paraderos de autobuses, en espectaculares, en los cortos publicitarios que se exhiben en las pantallas de los cines, pero al que nadie ve en las zonas rurales del Estado.
Respaldado en que una publicación desconocida fue la que difundió propaganda con su foto de portada y sin explicaciones sobre las filmaciones para medios electrónicos y el cine, y mucho menos para la colocación de espectaculares, el mandatario gastó más de 120 millones de pesos, suma que se antoja estratosférica frente al cúmulo de necesidades que existen en diversas poblaciones chiapanecas. La deuda bancaria en la Entidad asciende a 23 mil millones y 71 municipios se han declarado en quiebra, la economía está devastada, los niveles de pobreza han alcanzado el equivalente a países africanos. Dicen que todo esto obedece a que pretende convertirse en el candidato presidencial del 2018, lo cual él niega y no sin bases, ya que es del conocimiento popular que carece del respeto de su gabinete, del de su pareja, y la relación con sus familiares cercanos y sus propios padres es tan mala por las críticas que se le hacen que lo que pretende es una cortina de humo, salvar el pellejo político.REFORMAS O ACERTIJOS
La parte interesante, medular, de las reformas está por escribirse o mejor dicho por aprobarse y se encuentra, precisamente, en esas leyes secundarias a las que no esperaron para hacer cambios a lo aprobado antes de presentarlas. No llegaba el 2014 cuando ya le habían hecho “ajustes” a la reforma hacendaria y de ahí que ofrezcan una serie de estímulos compensatorios a los comerciantes, industriales, etcétera, que facturan en la zona fronteriza debido a la afectación que les provocó la homologación del IVA. Sin embargo, los afectados sostienen que no habrá tales y que el daño ya está hecho. Existe inviabilidad de muchas disposiciones y en el caso de las maquiladoras, resultó que hicieron un decreto que se aleje de la miscelánea fiscal. A decir de los expertos, ahora resulta que a una reforma que no fue reforma, que se decía miscelánea y que ya tampoco lo es, tuvo como final un texto lleno de parches basado en otro fuera de contexto que ha demostrado inutilidad, exceso burocrático, exenciones fuera de Ley y encima de todo ello, encierra afanes persecutorios inaceptables.

De lo que se habló a lo que se aprobó hay una gran distancia, la cual crece al momento de la práctica. Recularon con la puesta en marcha de la factura electrónica y la nómina digital. Tendrían que manejarse a partir del primero de enero, pero ahora resulta que será hasta dentro de tres meses. Los estímulos mencionados para disminuir los efectos de la homologación del IVA en diversos sectores, también tendrán que esperar un tanto igual. Los repecos, al igual que la hotelería y las contrataciones con extranjeros para convenciones o congresos, librarán el pago del IVA. O sea, que eso de que los impuestos son parejos y que la reforma reduciría el tratamiento especial fue otra de esas grandes mentiras.
Todavía quedan las afectaciones a lo que llaman comida chatarra, la que dicen que con el impuesto que ya se paga se ayudará a conservar la salud. Sólo que no sabemos cómo puede conservarse lo que no se tiene porque los obesos por una alimentación inadecuada ya están enfermos, ya están diabéticos, ya tienen afecciones vasculares y seguro que les dirán que también ya tienen un Seguro Popular que en nada les atiende porque, finalmente, los males se los buscaron por seguir a pie juntillas las recomendaciones de las televisoras, de sus patrocinadores, de sus anunciantes, de los que también conforman esa sociedad manipuladora de voluntades, en las que primero te saturan y luego te imponen nuevas reglas que en castigo llevan una carga económica, una de afección a ese bolsillo que se decía intocable.
Páginas de los diarios en el extranjero dan cuenta, irónicamente, de que tener una mascota es, en México, todo un lujo. Esta medida tributaria ha despertado burlas en todos los órdenes, al considerar que tener mascotas es una actividad de recreación y no un bien de primera necesidad. En este rubro, hasta los psiquiatras y psicólogos han emitido opiniones que adjetivan al gobierno de retrógrada. Ni qué decir de las caricaturas en la que un gato dice a un perro: “Este Peña Nieto no se ve mala onda” y recibe como respuesta: “Cállate, idiota, que de ahora en adelante vas a volver a comer puros pellejos!!!”.
Entre esta reforma y la nueva Ley antilavado, se ha puesto en jaque hasta el registro patrimonial. Tomando en cuenta las diferencias que existen de entidad a entidad, resulta que el promedio de requisitos y procedimiento es de siete de ellos y el valor estimado es del 5.3 por ciento sobre el valor del inmueble. En estos conflictos, obviamente que ya no entran quienes viniendo del extranjero tienen asentadas millonarias construcciones, como el caso de los hoteleros a quienes ya les fue autorizada la escrituración, el compre México, sin ninguna restricción.
Fuera de la reforma quedaron también las franquicias y sobra señalar que no hay reglamentación para operaciones de ninguna índole, y ni siquiera se marcan límites para la compra territorial o se marcan máximos para la percepción de utilidades sobre los costos. En el México lindo y querido de los parches, todo se vale porque se respalda con una célebre ley de oferta y demanda que les permite toda clase de abusos.
Las afectaciones llegan al campo y sólo es una más de las que ya se sufren. Como se comentó al inicio de estas líneas, en ese sector los grandes beneficios han sido para los narcos, ya que son muchas las zonas del país que han sido aprovechadas al ser abandonadas las tierras por falta de facilidades para su explotación, con lo cual algunas han sido rentadas para la producción de estupefacientes, en tanto que sus propietarios se quedan a realizar ese trabajo o se inscriben en el Ejército de quienes comercian las sustancias.
Otras que han resultado beneficiadas son las empresas y comercializadoras agroalimentarias, ya que en el acuerdo se incluyeron alimentos básicos y con ello entregaron la autonomía alimentaria.
No se ha presentado, hasta el momento, un verdadero plan de apoyo a la producción agrícola, para las granjas porcinas, para la cría de ganado que evite las importaciones que ya se hacen de, prácticamente, todos los productos que llegan a nuestra mesa. Es el colmo que anunciando el ingreso del país a un nivel estratosférico en la economía, de su estadía como emergente, de esa presunción de encontrarse a punto de alcanzar niveles insospechados de abundancia, no existan suficientes rastros, no se tenga higiene ni siquiera para la matanza de animales, se carezca de una empresa de fertilizantes estatal que tenga registros de producción, se tenga un campo que se explota como hace siglos y al que no se llega a mecanizar porque los dueños de la tierra no saben escribir y, por lo tanto, no pueden llenar las solicitudes de apoyos que ofrece el gobierno sólo a través de anuncios publicitarios que, por cierto, ni siquiera llegan a las zonas donde demandan esos ingresos. Se habla de la cancelación de subsidios hasta para el maíz, cuando los países firmantes del mismo Tratado los mantienen en una primera línea y listos para ser utilizados, incluso, ante los azotes de la naturaleza y en tanto se liquidan los seguros.
Basta con observar a nuestros campesinos en burro y a los rancheros del Norte en avionetas y con yates.DE LOS PASILLOS
Eso de que al “Chapo” Guzmán le dio un infarto fue otra intentona de cortina de humo de esas grandes, grandotas, grandísimas que se planean en el gobierno, de las estrategias que dicen los tienen en los cuernos de la Luna. Que si don Joaquín andaba por los hospitales de Jalisco y Colima atendiéndose de un posible paro cardiaco parcial, que si ya está flaco y desmejorado, que se le taparon las arterias y que debe encontrarse bajo tratamiento porque en su casa, ubicada en un paraje llamado Las Trancas, en Durango, le encontraron una bicicleta fija, una caminadora, una escaladora y otras piezas de gimnasio que hacen prever que algo anda mal en su salud. Después de conocer semejante información, de inmediato llegó a la mente la imagen de aquel flaco, bigotón, chaparrito que nos presentaron en un ataúd y que aseguraron que era el “señor de los Cielos”, al que operaron sin rasurar, al que más parecía fiambre que humano, el que dicen que hizo un trato para aparecer como muerto –y era su primo- y darse una buena vida fuera del país sin que se le impidiera operar, sólo que calladito. ¿Estarán preparando el funeral del “chapo”? ¿El dueño del hospital donde fallezca será otra vez “el jefe” Diego Fernández de Cevallos y la agencia funeraria del ex titular de gobernación Fernando Gómez Mont? ¿Otra maternidad de mortandad?

Aseguran los de transparencia mexicana que ya son 86 mil los servidores públicos a los que han sancionado y que de ellos, más de 10 mil son los registrados durante el primer año de Peña Nieto. Los que han sido acusados enfrentan cargos por omitir o presentar extemporáneamente su declaración patrimonial –no se dice si tienen que decir la verdad y hasta por qué monto se aceptan las donaciones que conforman la del mexiquense-; por beneficiar con contratos a amigos o empresas indebidamente –falta que revelen a quién le compraron los miles de millones de pesos en medicinas y si en ello nada tuvieron que ver unos tabasqueños y el niño Verde-; quedarse con el dinero que debe ir a la caja –sobre eso habrá que revisar minuciosamente los patrimonios de los tesoreros que hacen descuentos de prediales extraordinarios por pronto pago y que se quedan con una parte de lo que debió ingresar y que se ahorran los contribuyentes-; no comprobar gastos -¿y los de Presidencia? Porque no hemos visto a un Ejecutivo que ande pidiendo facturas de sus compras-; cometer negligencias administrativas –es donde entran los chivos expiatorios-; fingir robos o realizar autorrobos –deberían incluir provocar incendios en donde toda la papelería y los comprobantes se pierden-; ostentarse como profesionista sin serlo –ojo con los licenciados y los médicos-: sustraer equipo de las dependencias –o no entregarlo, facturarlo y cobrarlo como hacen los Camil-. Así las cosas avanzamos, dijo aquél.
Lo invitamos a visitar nuestra página www.liliaarellano.com en donde podrá escuchar los programas radiofónicos de “Estado de los Estados”, que se transmiten por Radio 620 de la Cadena Rasa, así como presenciar los programas televisivos peninsulares “Estado de los Estados” y “Fuego Cruzado”, que se transmiten por canal 10 de Cancún y 100 en caja digital, canal 29 de Mérida y 117 en caja digital, y canal 9 de Campeche del sistema de cable, y la participación en la barra de opinión de Azteca, canal 13 de televisión nacional abierta. Esperamos también sus comentarios en el correo lilia_arellano@yahoo.com Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla. ; así también en Facebook con (Lilia Arellano) o twitter: @Lilia_arellano1.
COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: