EEUU pierde influencia en América Latina y retira bases militares

Publicado el octubre 22, 2013, Bajo Noticias, Autor Pepe Garduño.

noam-chomsky-afp-670-450x235

Fuente: The Washington Times/Los Angeles Press

El diario The Washington Times entrevistó a Noam Chomsky, uno de los más destacados y polémicos lingüístas internacionales sobre las relaciones de Estados Unidos con América Latina y la crisis que atraviesa. Lo llama cambio histórico a la pérdida del poder estadounidense y liberación a la desaparición de bases militares en en la región sur de América.

La entrevista inició con el tema de Siria, y opinó que la intervención de Vladimir Putin, presidente de Rusia, fue “muy sensata” al otorgar el apoyo a Estados Unidos. “

Chomsky dejó en claro que si bien no es fan de Putin , ” … no es mi persona favorita por mucho … ” , dijo, el involucramiento diplomático de Putin en la crisis siria no podría haber llegado en un mejor momento para Obama. “… El presidente Obama ofreció una especie de tabla de salvación, es un regalo de Dios para él. Se enfrentaba a una posible derrota en una votación del Congreso que habría sido un golpe muy duro, no sólo para la política, sino a su Presidencia en general. Si no podía obtener un voto de confianza en este tema habría sido muy duro para empujar otras cosas, lo que ofrece una salida. Creo que fue una propuesta sensata que fue aceptada, reconociendo rápidamente las ventajas de los Estados Unidos de aceptarlas, pero ¿a dónde va? Eso es muy difícil de decir.”
Sobre América Latina
Después del tema de Siria, la conversación tornó a América Latina. Al respecto, el intelectual dijo que “en los últimos años, por primera vez en su historia, América Latina se ha liberado sustancialmente de la influencia extranjera. […] Por ejemplo, no quedan prácticamente bases militares de EEUU en América Latina”, lo que indica, entre otras razones, un “cambio histórico” en la región, dice Chomsky.

Para el politólogo estadounidense, “América Latina se está moviendo hacia la independencia, y hacer frente algunos problemas internos graves”. Es una región muy rica, dijo Chomsky, y explicó que la estructura típica que ha guiado América Latina ha sido una pequeña élite europeizada, a menudo blanca, enormemente rica, y orientada hacia el Oeste, no hacia su propio país”. Esta elite gobernante no ha sido responsable con sus países y ha generado una masa inmensa de pobreza, abundó.

Chomsky observa que no hay una razón objetiva de que América Latina padezca tanta miseria: cuenta con recursos y capacidades teóricas para enfrentar esos problemas, dice. No obstante, la dominación occidental y las elites gobernantes han sido una constante como obstáculos.

En los últimos 15 años, los países de América Latina también “se están moviendo hacia un tipo de integración”, añade. Para Chomsky, en el pasado, bajo el dominio exterior, los países de la región sur estaban bastante alejados entre sí. “Las interacciones de las pequeñas élites que les gobernaban eran con Occidente, y no con otros países de América Latina. Eso está cambiando”, explica Chomsky.

Como ejemplo del incipiente sentido de la independencia y la resistencia a la influencia de EEUU en América Latina, el profesor ofreció el aplazamiento reciente de las conversaciones entre la Casa Blanca y Brasil después de las revelaciones de la NSA de espiar a la presidenta Dilma Rousseff. También mencionó otors ejemplos: ” … una organización nueva de la CELAC (Comunidad de América Latina y el Caribe) que excluye a Estados Unidos y Canadá”, las fuertes protestas de América Latina después de la toma de tierra forzosa del presidente boliviano, Evo Morales, recordarán que varios países europeos se negaron a permitir que el avión del presidente entrara en su espacio aéreo, Francia, España, creo que Italia. Cuando el avión fue obligado a aterrizar en Austria, el avión fue buscado por las fuerzas de seguridad austriacos. Todo esto es una grave violación de los protocolos diplomáticos básicos. Hubo fuertes protestas por parte de América Latina. Países latinoamericanos protestaron con dureza que, con dos excepciones: Canadá y Estados Unidos. Ellos se negaron a firmar. Hubo una protesta de la Organización de los Estados Americanos, que solía ser en el bolsillo de los Estados Unidos. Ahora se emitió una enérgica protesta, EEUU y Canadá se negaron a participar. Este tipo de cosas están sucediendo constantemente …. “.

En su opinión, con la “liberación” de América Latina, muchos han especulado que estamos ante el principio del fin del imperio americano. Sin embargo Chomsky señala que más que al fin, “estamos asistiendo al declive del poder estadounidense”.

Para Chomsky, el poder de EEUU sigue siendo abrumador pues continúa siendo “una fuerza aterradora muy intimidante en los asuntos internacionales”, pero [su poder] está disminuyendo”, aclara.

Ante la historia de ascenso del poder de Estados Unidos a condición de superpotencia era de esperarse su disminución, dijo Chomsky. “El poder estadounidense llegó a su cima en 1945, el fin de la II Guerra Mundial […]. La guerra fue muy beneficiosa para la economía estadounidense”, llegando a poseer tras la contienda el 50% de toda la riqueza del mundo.

Sin embargo, desde los años 1970, cuando el mundo se volvió tripolar (con tres grandes centros de poder: EEUU, Europa y Japón), tuvo que compartir su poderío económico descendiendo esta hasta el 25% de la riqueza del mundo. Y “ese proceso continúa en descenso desde entonces”, dijo.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: