Treinta años de neoliberalismo

Publicado el noviembre 28, 2012, Bajo Columna de opinión, Política, Autor Gloriamlo.


Laura Itzel Castillo

Columna: En Concreto

Miércoles 28 de noviembre de 2012

Es bien conocido que el 19 y 20 de noviembre se celebró el Congreso de Morena, donde se aprobaron los documentos básicos, consistentes en la Declaración de Principios, Programa de Acción y Estatutos. De igual manera se eligió al Consejo Nacional (en el cual quedé dentro de los primeros 20 lugares) y al Comité Ejecutivo Nacional, donde decliné contender para algún cargo. Aprovecho la oportunidad para agradecer a quienes me propusieron para tan importantes tareas.
Mediante voto directo y secreto, los mil 700 congresistas eligieron a los 204 consejeros nacionales, quedando como presidente del Consejo Nacional de Morena Andrés Manuel López Obrador, quien evidentemente obtuvo el mayor número de sufragios. Una vez instalado el Consejo Nacional se eligieron a los integrantes del Comité Ejecutivo Nacional, quedando como presidente de este órgano colegiado Martí Batres Guadarrama y como secretaria general Bertha Luján.

En las instalaciones del deportivo Plan Sexenal de la delegación Miguel Hidalgo se delineó el futuro de Morena para estos seis años y se aprobó su Plan de Acción, que se propone para el próximo año la realización de 300 asambleas municipales, 32 estatales, así como el inicio de una campaña de afiliación que tiene como meta un millón y medio de afiliados. La creación de una escuela de capacitación, fundamentalmente para los jóvenes.
Como primera acción está la manifestación que se desarrollará el próximo sábado 1 de diciembre en las principales plazas del país contra la imposición de Enrique Peña Nieto como Presidente de la República. En el Distrito Federal, la convocatoria es a las 11 horas en el Ángel de la Independencia.
Sin duda el regreso del PRI a los Pinos implica eso: regresión. La pretensión de aumentar el IVA de 16 a 22% anunciada por José Ángel Gurría, presidente de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), es una clara muestra de lo que se avecina en nuestro lastimado país.
Las señales ominosas de la derecha están ahí con la aprobación de la contrarreforma laboral, también con la reciente modificación de la Ley Orgánica para la Administración Pública para fusionar la policía con la política. Ahí está preparándose la muy anunciada reforma energética, que ahora pretende entregar de contado lo que a duras penas queda de soberanía; la liberación de permisos para la siembra de maíz transgénico por parte de las empresas trasnacionales como Monsanto, para que ahora los campesinos paguen por el uso de patentes.
Ahí está la espiral de violencia que inunda de sangre el territorio, las desapariciones forzadas, los 90 mil muertos. También la modificación relativa a la reforma agraria para acabar de sembrar miles de casas en los ejidos cada vez más distantes de las zonas urbanas. Ahí están los desalojos de cientos de familias, las viviendas abandonadas y vandalizadas, dentro de enormes fraccionamientos fantasma; todo ello como una fotografía del México moderno, legado de la aplicación de 30 años de neoliberalimo.

Fuente: El Gráfico

Post: Gloriamlo

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: